El Tiburón Mako, el Más Aterrador del Mundo

 

Este tiburón puede llegar a medir hasta 3 metros de largo y pesar hasta 135 kilos. Pero por más sangriento que se vea, este sólo ataca para alimentarse o para defenderse de una provocación. Un ejemplo de esto es cuando algún pescador arriesgado intenta pescarlo, este puede saltar hasta 6 metros sobre el agua sólo para vengarse de su captor.

Puede nadar a 100 kilómetros por hora y es uno de los animales más mortales del océano. Fue fotografiado en México por el ex torero Gerardo del Villar.

Este buzo mexicano, el cual tiene un largo historial de sesiones fotográficas entre los más peligrosos predadores, fotografió sin protección ni nada a este pez, su objetivo era probar que esta especie de tiburones no son tan malos como parecen.

“Quiero demostrarle al resto del mundo que los tiburones no son máquinas de matar, y contribuir a la creación de una cultura que proteja a las diferentes especies”, afirma Villar en su sitio web.

“Deseo probar que los tiburones son predadores erróneamente considerados como asesinos. La mayoría de los ataques de tiburones a humanos están causados por una confusión de identidad”, precisó.

¡Déjanos tu comentario!